sábado, 14 de mayo de 2011

La estación del Norte



Esta era "mi" estación. Desde muy pequeño, cada vez que iba en verano hacia la tierra de mis padres en Galicia, salía desde aquí. Tengo recuerdos imborrables de ella. Lamentablemente, ésta salida, que correspondía a lo que entonces llamábamos "patio de arriba", ha quedado
totalmente abandonada como podeis ver, pero todavía guarda la elegancia
de su edificio de entrada, donde se han rodado múltiples películas. La última de ellas,
"Balada triste de trompeta" de Alex de la Iglesia.
Hacía mucho tiempo que no pasaba por allí y me impresionó bastante, encontrarla en este estado.

Bajo éstas líneas, la fachada y entrada principal en la actualidad. Conserva el estilo de
su arquitectura original, pero lógicamente, está restaurada por completo.


La actual estación de Príncipe Pío fue en origen la Estación del Norte, construida como terminal en Madrid de la línea General del Norte o Imperial (Madrid-Irún) perteneciente a la antigua Compañía de los Caminos de Hierro del Norte de España, por lo tanto su origen está irremediablemente unido al de la línea ferroviaria en cuestión.



Esta estación fue el  punto de partida de los trenes que salían de la capital con destino a Irún. Desde su construcción en 1861 ha pasado por un sin fin de vicisitudes que han concluido con la remodelación de la antigua estación en un centro comercial y un intercambiador de transportes con varios niveles desde los que se accede a dos líneas de la red de Cercanías, las líneas 6, 10 y Ramal Ópera-Príncipe Pío de Metro, y una gran cantidad de líneas urbanas e interurbanas de autobuses. Además, desde la Estación de Príncipe Pío opera La Sepulvedana, empresa que gestiona los autobuses interregionales con destino a Segovia y Talavera de la Reina.



Diversas vistas actuales del interior de ésta estación, hoy en día también, uno de los modernos intercambiadores de transportes de la ciudad de Madrid, asi como importante
centro comercial.


Todas las fotografías las podeis ver en grande pulsando sobre ellas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada